El conductor borracho

Por un sinuoso camino y a gran velocidad, un hombre borracho conducía su carro. De repente, perdió el control, se salió del trayecto y se precipitó contra una charca pestilente.

Varias personas, al ver el accidente corrieron al lugar y ayudaron a incorporarse al conductor, que no podía ocultar su borrachera. Y entonces uno de sus auxiliadores le dijo:

  • Pero, ¿es que no ha leído usted el célebre tratado de Naraín Gupta extendiéndose sobre los efectos perjudiciales del alcohol?

Y el ebrio conductor, sin dejar de hipar, tartamudeó:

  • Yo soy Naraín Gupta.

🙏 El Maestro nos dice: “así procede el falso guru"

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies